Los rituales yerbateros cotidianos de Diana (@Caoticaconcept)

Esto es lo que escribe Diana de (@caoticaconcept):

Siempre me he interesado en el tema del “ritual”.  Es el único pequeño momento en el que las comunidades contemporáneas nos permitimos detener el tiempo, silenciarnos, conectar espiritualmente. Los rituales religiosos, los rituales de duelo, los rituales de belleza, de celebración y conmemoración, todos son un instante de exaltación humana; pero la cotidianidad también tiene sus pequeños rituales, aquellos que realizamos en el anonimato de quienes cerramos la puerta de nuestros espacios físicos y nos entregamos a los placeres de la confinación y el disfrute de nosotros mismos. Estos pequeños rituales que nos regalan identidad requieren herramientas para realizarse, y con Yerbateria, yo creé mi aparejo de maga urbana. Elegí 5 productos yerbateros para convertirlos en mi ritual cotidiano.

BRUMA LUNA:

Primer ritual, mi ritual para dormir: acomodo las almohadas perfectamente a los pies de la cama (nunca duermo con mi cabeza hacia la cabecera) y me dispongo a conocer BRUMA LUNA. Si la luna es la madre, esta composición en bruma es la madre maga abriéndonos la puerta del inconsciente para regalarnos información maravillosa. Antes de dormir la apliqué al aire un par de veces en splash y dejé que cayera sobre mí y en otra ocasión la apliqué sobre la almohada que abrazo al reposar. Juro que en muchos años no había tenido tanta actividad en mis sueños, morfeo me reveló secretos y me hizo recorrer pasillos olvidados de mi memoria. BRUMA LUNA es una herramienta para SOÑAR.

 

SERUM FACIAL:

Segundo ritual, mi máscara de maga: me lavo la cara, la limpio, la humedezco de nuevo con tónico facial y pongo 3 gotas de este aceite color oro en mis mejillas. A veces en el día antes de maquillarme (y si no me maquillo también), a veces en las noches antes de dormir, la mayoría de veces en ambas ocasiones. Mi cara delicadamente hidratada, con el brillo sutil del sol de final de tarde, me mira en el espejo, me agradece. El SÉRUM FACIAL hidrata y regala un brillo de oro sutil y glorioso.

 

MIXTURA HERBAL PARA INFUSIÓN:

Tercer ritual, ritual de correspondencia: como es adentro es afuera. Somos seres reflectores de nuestro consumo, de lo que ponemos en nuestro cuerpo, de lo que ingerimos, de lo que nos permitimos pensar, sentir y recibir. Tener un momento de contemplación en el día y permitir que las plantas medicina nos curen a través de su magia, constituye otro ritual de amor para con nosotros mismos. Tengo un pocillito chino en el que sirvo mi infusión hecha con una mixtura herbal para calmar el colon y me permito sanar.

 

MIXTURA FUMABLE:

Cuarto ritual, trayendo las memorias del ayer: preparo una pipa con las plantas sagradas de la mixtura fumable. Soy una mujer de fuego (Sol en leo, Ascendente Sagitario), adoro el fuego porque transmuta y libera las gracias de las plantas medicina, y transmuta y libera nuestro espíritu. Fumar es un acto ritual, encendemos el espíritu (fuego), quemamos el tabaco, la salvia, la canela, la menta y el eucalipto, y así nos conectamos con nuestros ancestros y con la memoria de nuestra promesa de vida. Encendemos la pipa, y con nuestro aliento nos regalamos la magia de los aromas sanadores, limpiadores y relajantes.

 

SAHUMERIO NEPTUNO:

Quinto ritual, invocando la inspiración, el misticismo y la creatividad. Al igual que la mixtura fumable el fuego transmuta las plantas sagradas de amapola, lavanda, menta y otras de este sahumerio embebido en la energía neptuniana, y las transforma en nube: el humo limpia y prepara mi espacio y su energía para que se eleven las vibraciones psíquicas y creativas. Enciendo el sahumerio y lo sacudo un poco para que se active su quema, recorro mi cuerpo primero y a continuación recorro mi escritorio (el lugar de las ideas maravillosas), la cocina (para impregnar de magia los brebajes de brujita que prepare allí), los espacios sociales de mi apartamento (para que quienes entren a él sientan el alma de quien lo habita) y por último recorro mi habitación, mi cama especialmente, el lugar del amor y la mística sensual.

*   *   *

Diana Henao (@caoticaconcept) Directora creativa y fotógrafa. Creadora del podcast El Concepto Caótica, pronto a lanzarse. Las bellas imágenes de esta entrada son tomadas y producidas por Diana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×